Estamos en Hendaya Kalea 13 IRUN- Tel 943.615494

Enseñanza de calidad para tu mejor formacion

 


 

 

Esculturas y Marcoesculturas.

Realizadas en piedra, hierro y cemento. Buscando el gesto solemne y simbólico que exprese la esencia de su Ser o cosa... a través de la fuerza sugerente de la obra. Obra suficientemente despojada de figurismo, para mejor mostrarnos lo fundamental de su esencia al quedar desprovistas de la evidencia de las apariencias y estética figurativa que ocultaría su perspectiva interior.

Arte no es Azar ni fotográfica causalidad iconográfica; oscila más allá o más acá... pero si cae en cualquiera de sus extremos opuestos se destruye y no es fénix que se pueda renovar...

Definición de Arte
 
El arte llega a lo paradójico, y después la ciencia lo  transforma en significante.
 
Donde no llega la ciencia llega el arte, y viceversa. Pero donde no llega ni uno ni el otro ¡llega la simbiosis arte-ciencia!: Arte Objetivo, para mí, este es el Arte verdadero.
 
El arte subjetivo, es Pre-arte... como perspectiva de búsqueda, innovación e investigación; mientras que el arte objetivo lo sitúo como eje articulador entre el subjetivo y la ciencia. Entre los tres factores del arte, se crea una triunificación de la que todos se realimentan, reciclan y así vencen aquellos elementos de su entropía que de no depurarlos los llevarían a la apatía total y extinción. 
 
Arte no es sinónimo de subjetividad. Arte no es locura, espejismo o absurdo inconsistente ni puro azar. Arte, es creatividad capaz de renovarse así misma de modo viable y sostenible. Por eso El Arte renueva a la ciencia y ésta también retroalimenta al Arte.
 
Subjetividad o Arte Subjetivo:

Es pozo sin fondo del que extraer creatividad y por ello capacidad para salvar entropías emocionales, intelectuales y artísticas.  Pero el arte aplicado u obra realizada, debe encontrar un lenguaje con capacidad de comunicar aspectos de la realidad de gran dificultad y/o complejidad; para conseguirlo deberá servirse de la ciencia y técnica; lo mismos que la ciencia debe servirse del arte para superar esos espacios e incertidumbres de la discontinuidad cuántica que no puede observar...
 
Si el arte es demasiado subjetivo/subrealista y pierde toda su coherencia comunicativa... es cuasilocura que se aleja de la genialidad.
 
 
 
El arte subjetivo/subrealista, pudiera ser incluso más importante que el arte objetivo y el realista; por cuanto es su cuna y dimensión o Vacío  precreativo del que se extrae la  primigenia energía del Arte. De ese vacío virtual inspirador, emerge la síntesis artística que fusiona el pasado y el futuro para crear la obra presente.
 
Sobre el Arte Objetivo: http://www.danzasdegurdjieff.com/arte.htm
 



   
 



 

 
 

 


   
 

 
 
 
 
     







 



 

   
 
La Galerna no tiene rostro propio, por ello carece de representación figurativa concreta. Tiene pues la cara de nuestros sentidos.
 
Más que verse, se siente el rugido de su sonido; por eso intento representarla a través de ligeras pero contundentes formas de cemento y hierro:

 
Los círculos anclados  transportados por el viento, representados por esos “brazos ondulantes” sugieren nuestros perturbados oídos...

 
El rugido de la Galerna queda plasmado por ese trozo estridente del metal naciendo entre las olas y el viento.
 
 

 
Vaporeto

 
El barco de vapor, representante de una época tecnológica ya pasada, es despojado de sus sofisticados aunque superados perfiles.
 
Queda entonces al descubierto su esencia más ruda y romántica esculpida en el espacio.
 
 

 
Liberación  Femenina

 
Sus trazos y formas sin definir totalmente, expresan lo inacabado del proceso interior femenino en curso, e insinúan la fuerza y belleza femenina en evolución permanente.
 

 
La piedra y el hierro nos hablan de la dureza del proceso gestante.
 

 
La figura carece de rostro concreto, porque representa la esencia femenina de toda mujer y de todo hombre en continua evolución.
 

 
La cabeza asimétricamente dividida, con un mayor hemisferio cerebral derecho, representa el polarizado estado actual del pensamiento femenino; demasiado volcado en las funciones emocionales  sin suficiente contrapunto o desarrollo de su hemisferio cerebral izquierdo. Aunque como sugiere la figura, por medio de la rota cadena que anclaba uno de sus brazos-hemisferios a su parte corporal inferior, expresa el comienzo de su liberación social e interior...
 
 

 
La Trainera

 

 

El sol contempla las enormes olas y la voluntad de hierro de los hombres de la trainera
 

 
¿ Por qué la piedra y el hierro para representar la trainera ?
 

 

 
Los hombres de la trainera no tienen rostro ni rasgos definidos porque representan la esencia de todos esos remeros con voluntad rocosa y remos de hierro como el propio mar férreo.
 

 
En la mente de los hombres de la trainera, en plena lucha con un mar embravecido, las olas son tan impresionantes que en momentos parecen fundirse con las nubes y el cielo.
 
 
Los cuerpos se tensan en un momento como arcos pétreos haciéndose uno con la trainera, para seguidamente recobrar el aliento y abrazando una nueva palada fundirse otra vez con el agua, sudor, sol y el viento...
 
  
Elogio al Infinito

 
La inmutable fuerza del metal, representada en el plano horizontal por el cuadrado y en el plano vertical por la “U” de hierro que se proyecta sin limites y en paralelo al infinito, elogian lo que solo en el espacio infinito es posible...
  

 

 
Las dos Caras de Cristo

 

 


 
Dos caras tiene Cristo, pues la realidad tiene dos caras: masculina – femenina; aunque fundidas y separadas en la figura para mejor poder reseñarlas.
 

 
En Cristo, las dos caras y cuerpos se funden en un ser cósmico, perfecto andrógino. Por eso, una mitad corporal es femenina y la otra masculina.
 
 
El palo horizontal de la cruz está desligado del vertical, simboliza el comienzo de la ascensión de Cristo transfigurándose.
 
 
La cruz es de hierro, porque así fue el frío y duro trato por él recibido...
 

 

 
El Espacio

 
“Lo importante es el Espacio”
 

 
El Espacio es libre y creativo porque no tiene formas inmutables o predeterminadas, por ello, de él puede surgir el arte y revelar cualquier tipo de funcionalidad, belleza, sentimiento, etc.
 
 
El Espacio tiene pues, dos aspectos esenciales: La funcionalidad práctica y el Arte o belleza.
 
La funcionalidad se capta y comprende sobre todo, en el hemisferio cerebral izquierdo. La belleza o sentimiento artístico se percibe con el hemisferio derecho.
 
 
La captación de una obra puramente abstracta/subrealista requiere un hemisferio derecho muy desarrollado y por tanto al alcance de pocos; de todos modos, es muy posible, que tal obra raye en la incoherencia por ausencia total de formalidad funcional; ello podría propiciar un arte banal o de lo absurdo...
 
 
Toda obra artística aunque sea abstracta, debe contener cierta formalidad figurativa; pues la realidad solo es tal y se percibe si se atrapa con los dos polos de la misma fusionados: vacío y formas, apercibidos por nuestro cuerpo calloso cerebral; lo contrario podría... ser locura, extravagancia y no arte.
  
Lo importante es el Espacio, porque en él, está contenida la posibilidad viva de todo el vacío y sus potenciales formas superpuestas subcuánticamente en multipluriposibilidad supercoherente. De él, nace toda la energía, funcionalidad y belleza artística.
 
 
 
La Influencia Artística.
 

 
Toda forma artística es realmente un símbolo vivo, del que emana continuamente su significado artístico; obrando así en quien la contempla y en su espacio circundante...
 
Se convierte pues en un canal de comunicación virtual-viviente entre el espacio vacío (pero lleno de infinita energía de potencialidad con tendencia a existir y estar) y el mundo terrestre.
 
 
 
Todo el Arte viene del Espacio, y el artista es capaz de extraer del mismo, belleza y conocimiento.
 
 
Paulino.
 

 

El Arte entre lo Apolíneo y Dionisíaco

Al hilo del comentario en:

http://www.e-torredebabel.com/Historia-de-la-filosofia/Filosofiacontemporanea/Nietzsche/Nietzsche-Apolineo.htm

Nota: en cursiva mis comentarios al texto.

Nietzsche defiende una concepción metafísica del arte : el valor del arte no está en la mera complacencia subjetiva que provoca en el espectador, no atañe solo a la esfera del gusto; es algo más profundo, puesto que con él una cultura expresa toda una concepción del mundo y de la existencia. El sentido del mundo se puede describir racionalmente, en conceptos precisos y argumentaciones rigurosas, pero también mediante la metáfora y los recursos estéticos que permiten la depuración de la sensibilidad para aprehender intuitivamente la realidad y trasladarla a los demás mediante la sugerencia, la belleza y el símbolo.

(Este pensamiento es correcto, puesto que respeta las dos caras fundamentales de la realidad, pero luego se pervertirá).

Pues bien, dice Nietzsche, el pueblo griego antiguo supo captar las dos dimensiones fundamentales de la realidad sin ocultarse ninguna de ellas, dimensiones que este pueblo expresó de forma mítica con el culto a Apolo y a Dionisos . La auténtica grandeza griega culmina en la tragedia ática, género artístico con el que consiguieron representar de modo armónico lo apolíneo y lo dionisíaco de la existencia.

Frente a lo apolíneo los griegos opusieron lo dionisíaco, representado con la figura del dios Dionisos , dios del vino y las cosechas, de las fiestas báquicas presididas por el exceso, la embriaguez, la música y la pasión; pero, según Nietzsche, con este dios representaban también el mundo de la confusión, la deformidad, el caos, la noche, el mundo instintivo, la disolución de la individualidad y, en definitiva, la irracionalidad.

La auténtica grandeza del mundo griego arcaico estribaba en no ocultar esta dimensión de la realidad, en armonizar ambos principios . ( pero no como Nietzsche,  comente un grave error  al considerar incluso que lo dionisíaco era la auténtica verdad) . Sólo con el inicio de la decadencia occidental, ya con Sócrates y Platón, los griegos intentan ocultar esta faceta inventándose un mundo de legalidad y racionalidad (un mundo puramente apolíneo, como el que fomenta el platonismo). Sócrates inaugura el desprecio al mundo de lo corporal y la fe en la razón, identificando lo dionisíaco con el no ser, con la irrealidad.

En sus obras posteriores, ( Nietzsche se pervierte ) y recoge y desarrolla esta idea del inicio de la decadencia occidental en la Grecia clásica:

Platón instauró el error dogmático más duradero y peligroso: "el espíritu puro", el "bien en sí", el platonismo o creencia en la escisión de la realidad en dos mundos (el "Mundo Sensible" y el "Mundo Inteligible o Mundo Racional"). 

Para Nietzsche, este dogmatismo es síntoma de decadencia pues se opone a los valores del existir instintivo y biológico del hombre. La degeneración de la cultura en virtud de la filosofía griega triunfó en la cultura occidental con el ascenso de la moral judeocristiana y del monoteísmo, pervirtiendo desde la raíz el mundo occidental.  Así, la crítica de Nietzsche a la cultura occidental se refiere a todos los ámbitos, pues " Filosofía, religión y moral son síntomas de decadencia " .

(Pero el gravísimo error de Nietzsche, es el excluir a lo Apolíneo y dar por bueno solo el principio Dionisíaco en el arte, la ciencia, ética, etc.)

 

 

El arte posee una dimensión volumétrica y consiguiente lenguaje hablado, escrito, etc, que no tiene la ciencia. Por eso llega a dislocar y disolver formalidades llegando a lo paradójico y surrealista. Me explico:

 

El conocimiento científico, es bidimensional; es decir, marcoestructural: largo, ancho, alto con apariencia de volumen; pero apenas tiene volumen ya que le falta el aspecto del volumen que significativamente aporta cuantitativa y cualitativamente esa cualidad. Ese aspecto del volumen es el imaginativo-paradójico que se ubica en las discontinuidades cuánticas o singularidades que conectan o correlacionan toda las masas-energías. Es un volumen que aporta información de como son las cosas por dentro y por fuera y que las correlación de modo subyacente.

 

 

 

Sobre Verdad y Mentira.

 

Esta paradoja es real, por cuanto el yin y el yang o lo Apolíneo y Dionisiaco o la materia y energía son de la misma naturaleza y solamente de distinto grado; por ello son una y misma “cosa”. Se puede lograr un equilibrio entre lo Apolíneo y Dionisíaco; a veces es necesario desviar la balanza hacia uno u otro lado para investigar. Así, el Arte busca su desarrollo, innovación y viabilidad a través de la historia y sus ciencias. Como un péndulo ahora se inclina más de un lado, luego hacia el otro, siguiendo modas, tendencias. El Arte rompe sus fronteras cuando se sumerge en su polo más etéreo o sacando aspectos de su contexto espaciotemporal para mejor observarlos, abstraerlos o reinventarlos al hacerlos cenizas de las que emergerán nuevas propuestas...

 

Paulino.

 

El Arte y el Logocentrismo

 

El arte supera la deconstrucción del logocentrismo y férrea causalidad. Supera incluso la relatividad física e intelectual y su arbitrariedad. Supera la dicotomía capitalismo-comunismo y aquel superfluo conservadurismo.

Es necesario superar y dominar pero sin destruir el principio apolíneo y dionisíaco, y por tanto de ese modo, conservando en perpetua renovación y cierto logocentrismo porque es el Lila que teje y mantiene la trama o lenguaje. Pero el lenguaje solo se debe deconstruir hasta superar la paradoja y no más allá porque entonces quedará restringido a la pura experiencia personal incomunicable.

El arte subrealista debe aspirar a convertirse en paradoja capaz de superar las limitaciones del lenguaje y su formalismo encorsetador; por eso se despoja de ellas, llegando así al holismo, a la unidad y multiplicidad, ¡que es verdad y mentira a medias!; por eso es arte inacabado, por eso es arte vivo y libre; siempre emergente síntesis creativa apolíneo-dionisíaca...

El arte es puente tendido sin terminar de construir entre el espacio mensurable y la no mensurable esencia; energía oscura que anima y expande las galaxias, seres y cosas sin destruir del todo su entalpía. Lo importante para el arte es el espacio; pero también la apolínea forma en cierto grado maleable...

Paulino.